Mayores subidas y bajadas del mercado continuo

La tasa de morosidad agregada de las entidades de crédito de la zona del euro siguió disminuyendo durante el primer semestre de 2021, debido principalmente a la eliminación de la morosidad heredada. La ratio de morosidad agregada se situó en el 2,4% al final del segundo trimestre de 2021, lo que supone un descenso de 31 puntos básicos en comparación con el final del año anterior, y confirma la tendencia a la baja observada desde 2014. Si se excluyen las reservas del banco central del denominador,[34] la tasa de morosidad agregada se situó en el 3,0%, disminuyendo a un ritmo más lento que durante el periodo prepandémico.

En el segundo trimestre de 2021 se registró el mayor descenso de la ratio de morosidad desde el estallido de la pandemia, principalmente debido a la disminución de los stocks de morosidad, véase el gráfico 3.1, panel a. Los bancos de Grecia y Chipre redujeron sus ratios de morosidad en más de 8 puntos porcentuales tras el estallido de la pandemia, mientras que en todos los demás países de la zona del euro las variaciones de las ratios de morosidad seguían estando lejos de los niveles anteriores a la pandemia, véase la sección especial C y el gráfico 3.1, panel b. 1, panel b.

A nivel sectorial, las ratios de morosidad siguen siendo más elevadas en la cartera de empresas, con un 4,6% en el segundo trimestre de 2021, impulsadas principalmente por los préstamos a las pequeñas y medianas empresas.